Hasta hace algunos años, la Medicina Regenerativa era solo un sueño, ahora es una realidad. Tal como puedes leer en el artículo sobre Biosalud en Europa Press, los expertos de esta clínica, especializada en Medicina Regenerativa, han ayudado a cientos de pacientes, lo que la ha convertido en un importante referente entre sus semejantes.

El desarrollo de la Medicina Regenerativa empezó alrededor de los años 60, pero no fue hasta los 80 cuando se pudieron utilizar, por primera vez, materiales bio-absorbibles en la medicina. Hoy en día, gracias a todos los avances tecnológicos, se pueden crear órganos, reconstruir articulaciones, sanar tejidos e, incluso, curar distintas enfermedades.

Esta innovadora técnica se basa en el proceso de auto-curación, es decir, implementa tratamientos que permiten que el organismo se mejore asimismo. La clínica Biosalud, gracias a su modernidad y atención, brindan a sus pacientes resultados óptimos. ¿Quieres saber más sobre cómo funciona la Medicina Regenerativa?

 

La Regeneración gracias a las Células Madre

Para explicar cómo funciona, usaremos el ejemplo de la enfermedad de Lyme, una infección bacteriana transmitida por la mordedura de la garrapata de patas negras, y cuyos síntomas van desde fiebre y salpullido, hasta la artritis, ocasionando daño, hinchazón y dolor constante en las articulaciones.

Entonces, lo que hace la Medicina Regenerativa, es reconstruir los tejidos mediante la reinserción de células madre en la articulación, o cualquier otra zona, afectada. Se emplean Células Madre porque estás tienen la habilidad de regenerar, reparar y proteger al organismo, además, pueden pasar como células de tejidos, huesos, cartílagos y más.       

Estas células son extraídas del mismo organismo, generalmente de la médula ósea o de tejidos adiposos, para luego ser reinsertadas en el mismo. Por este motivo se dice que la Medicina Regenerativa fomenta en el paciente la auto–curación, pues sana gracias a sus mismas células.

Cada vez son más las posibilidades

Hace 60 años algo así era imposible, y hoy en día es el tratamiento que mejora la calidad de vida de innumerables pacientes. Como los especialistas de Biosalud en Europa Press comentan, esto es posible gracias al esfuerzo de muchos expertos, quienes cada día trabajan, con el apoyo de los avances tecnológicos, por evolucionar la medicina.

La enfermedad de Lyme no es la única que se puede tratar con la Medicina Regenerativa. La candidiasis, la esclerosis múltiple, la enfermedad de Crohn, incluso el cáncer y, por supuesto, la artritis, son solo algunas de las enfermedades que la Medicina Regenerativa es capaz de tratar y curar.

Esto no solo se logra con la terapia celular, pues esta se combina con fármacos convencionales para garantizar el éxito del tratamiento. No existe probabilidad de riesgo, no genera dolor y se realiza bajo anestesia, además, es una buena alternativa para tratar aquellas enfermedades degenerativas que aun la medicina tradicional no puede mejorar.

Lo que antes era solo un sueño, ahora es real. Mantener la salud y bienestar de todos es posible.