Si te gustan las películas de terror, hay algo que probablemente hayas notado que se repite en una gran variedad de tramas, y esto es que en muchas ocasiones, cuando la historia se desarrolla dentro de una casa, las personas que se encuentran dentro de la misma suelen dejar la puerta sin llave.

Y no nos referimos únicamente a las puertas de las habitaciones, que es normal en la mayoría de las ocasiones que se encuentren abiertas, sino las puertas principales de las casas. De esta manera, si haya algún asesino en serie bizarro que desea entrar a la morada, puede hacerlo sin mayores problemas.

Probablemente te has preguntado si esto es algo que sucede a menudo. Puede que en los Estados Unidos, de donde provienen la mayoría de las películas donde esto se repite, las personas simplemente no suelen cerrar las cerraduras de sus casas con llaves.

Pues la verdad es que tan solo basta con hacer unas cuantas preguntas por aquí y por allá para poder comprender el asunto, y es que en realidad es un asunto de la zona en la que vives. En muchas casas suelen contar con protecciones adicionales, como armas o perros guardianes, e incluso alarmas de seguridad (que es algo que cada vez más vemos que se va implementando en el género del terror en el cine), pero la verdad es que de manera generalizada todo esto no es más que un artilugio que han aprovechado los cineastas para crear sus historias.

Este es un problema que sencillamente habría podido ser evitado con la ayuda de cerrajeros 24 horas valencia, pero suponemos que cada quien decide cómo defenderse de los posibles ataques a sus propiedades y seres queridos, incluso cuando estos son asesinos imparables con máscaras espantosas.