ludopatia

La ludopatía o adicción al juego es uno de los problemas que más puede desestabilizar a una persona y a los que le rodean. Al ser una adicción ya acarrea consecuencias graves de por sí, crea una dependencia en la persona que no puede controlar, además en este caso afecta al comportamiento y a la economía familiar de forma grave si no se detecta a tiempo. Muchos conocemos casos de personas que lo han tenido todo y se quedan sin nada porque llegan a jugarse incluso lo que no tienen. Con todo esto, lo importante es detectar los signos que nos pueden indicar que esa persona a la que tanto queremos puede estar pasando por esta preocupante situación. A continuación detallaremos algunos indicios en los que debemos fijarnos.

 

  • Mentiras: Es una de las tácticas para justificar el goteo de gastos constantes que está realizando el adicto al juego, mentirá para no ser descubierto, aunque sepa que está mal, aunque sepa que si se enteran de la mentira será peor. No podrá evitar mentir.
  • -Continuos cambios de comportamiento/humor: Retraimiento, a menudo está ausente tanto físicamente como mentalmente, discusiones, tendencia a la intolerancia e irritabilidad, pasar cada vez menos tiempo en casa o con la familia etc son síntomas de que el juego se está apoderando de los pensamientos del ludópata, cada vez le cuesta más pensar en algo que no sea jugar.
  • Descuadres en la economía familiar: Aunque la ludopatía no consista en consumir sustancias, si que tiene un componente económico fuerte, para apostar se necesita dinero, con lo cual hay que vigilar bien las cuentas e incluso obstaculizar el acceso al dinero. Es muy frecuente que el riesgo de las apuestas vaya en aumento a medida que se agudiza la adicción.
  • Anteponer el juego a cosas importantes: No es de extrañar que muchos lodópatas se pierdan,por ejemplo, citas familiares o laborales importantes, se les nota una bajada en su rendimiento y compromiso para todo lo que no sea el juego.

Como todas las adicciones, cuanto antes se detecten y el adicto quiera realmente salir de ella, más opciones de éxito tendrá. No olvidemos que ellos sufren con la situación, pero no pueden